Publicada el 6 de octubre de 2014 | Comments

Germán, el de los goles importantes

El partido no estaba para jugarse al ras del piso. No por el trámite, sino por las condiciones climáticas que hicieron que el juego sea puro pelotazo con intenciones de que los de arriba la aguanten y definir lo más rápido posible. En un manotazo de ahogado (parece una ironía por el clima, pero no), el Muñeco Gallardo miró al banco y llamó a Germán Pezzella para que intentara explotar una de sus máximas virtudes (mas allá de las defensivas): el juego aéreo en ataque.

Tres minutos le bastaron para ganar de arriba y luego ir a buscar el rebote como si fuera un goleador nato de toda la vida. Pezzella, la mandó a guardar tras el rebote de Orión y le dio a River el empate ante el rival de toda la vida, para luego salir corriendo en un grito desaforado y besarse el escudo bajo la torrencial lluvia que regaba el Monumental. Ese grito de desahogo que compartió con las más de 60 Mil almas Millonarias que se hicieron presentes en el Estadio.

Pero este gol, si bien fue el más trascendente de su carrera, no fue el único de importancia que el defensor anota con la Banda Roja. En sus estadísticas personales cosecha 4 gritos (incluyendo el de ayer) que el hincha Millonario seguramente recuerda muy bien. Su primer tanto se lo anotó a Colón en Santa Fe, a los 43 minutos del Segundo Tiempo para empatar un partido chivo en el que River no encontraba los caminos.

Tuvo que pasar más de un año y medio para que Pezzella volviera a sacudir las redes, el día en que anotó de cabeza su segundo gol en Primera para ganarle a San Lorenzo la Superfinal de la Copa Campeonato, y para que sus compañeros dirigidos por Ramón Díaz le regalen a la gente el segundo título en siete días.

Su tercera anotación la convirtió para darle la agónica victoria a River sobre Godoy Cruz por la Primera Fase de la Copa Sudamericana 2014, en el Malvinas Argentinas.  Y ayer, con su gol a los ‘primos’, Pezzella sigue confirmando que sus goles son diferentes. Ninguno es un gol del montón. Por eso, es Germán: el de los goles importantes.

 

Por Nacho Godoy

(Visited 156 times, 1 visits today)




Back to Top ↑






























Instagram